Translate this page

enfrdeitptrues

Mensaje de Navidad del 19 de diciembre, 2014 - Nuestra Señora de las Sierras

Mensaje de Navidad del 19 de diciembre, 2014 - Nuestra Señora de las Sierras

Nuestra Señora Habla

(Comentario) Con la participación y asistencia de siete sacerdotes, siete diáconos y aproximadamente 450 visitantes, Nuestra Señora se apareció de nuevo este año a la vidente Pat. Sin el conocimiento de la mayoría presente, Nuestra Señora estaba rezando con nosotros desde el comienzo del rosario. Ella después se lo hiso saber a Pat. Normalmente cuando Nuestra Señora habla, lo hace durante la oración a la Virgen María (Acordaos). Cuando Nuestra Señora comienza a hablar, tocan una campanita. Para ese momento, generalmente Pat ya ha caído en el Espíritu. Fue durante esta comunicación verbal que Nuestra Señora le explicó el propósito de Su presencia con nosotros desde el comienzo del rosario. Algunas personas realmente se dieron cuenta de Su presencia mientras se estaba rezando el rosario. Ella quiso que todos rezáramos juntos esa noche, y por eso esperó hasta la Letanía para hacernos saber Su presencia. Si hubiera sonado la campanita desde el principio del rosario, todos hubieran dejado de rezar en espera de Su mensaje. Obviamente, fue Su intención que todo sucediera esa noche como Ella lo deseaba, y así sucedió. En el cuarto de oración con cinco sacerdotes presentes se dio y se grabó este mensaje:

“Mis queridos hijitos,

          Vengo esta noche como una madre llena de compasión... que anhela abrazar sus hijos cerca de Su corazón. Deseo que sepan que esta noche recé con ustedes y por ustedes. Recé, mis hijitos, para que sus oraciones se elevaran dulcemente hacia el trono de Dios. Muchos de ustedes están en necesidad muy grave tanto físicamente y espiritualmente, por motivos de un mundo lleno de errores y engaños que se han extendido rápidamente y los han envuelto mis hijos, en diversas formas que ustedes no pueden imaginar. Pero, mis queridos hijitos, Yo estoy aquí para ayudarles a encontrar de nuevo el camino hacia Jesús, pues Él los espera con gran amor y ternura.

          Ustedes fueron enviados a un mundo para encontrar la paz, donde no hay esa paz. Fueron enviados a amar, pero este mundo no entiende lo que es un amor de servicio y sin egoísmo... es un amor que Dios ha destinado para Sus hijos. Esta noche, Mis queridos hijitos, comenzaremos a restaurar aquello que se ha fracturado. Oraremos juntos. Ustedes me ven como una Madre con brazos abiertos para abrazar a Sus hijos. Vengan mis hijitos, ... vengan sin temor. Vengan y comprendan que donde Dios existe... no hay cabida para aquello que perturbe su paz. Confíen en Él... permitan que Él los sane. Permitan que los restaure.
    
    ¿Qué les dicen, mis hijos, a quienes les preguntan... 'dónde está el refugio... dónde hay un refugio en este mundo... hacia donde corremos... dónde nos escondemos?' Díganles que hay tres lugares de refugio... El Sagrado Corazón de Jesús... Su Santa y Divina Cruz, y el Inmaculado Corazón de María."
     
          (Visión de Pat) Nuestra Madre se encuentra de pie ante un cielo muy iluminado con un rosario en Sus manos... muy grande, y mientras reza... las cuentas se iluminan como si fueran estrellas. Ella reza el Credo, el Padre Nuestro, y el Gloria... y nos permite rezar cada Ave María en su conmemoración. Al terminar el rosario, Ella tomó Su rosario, envolvió al mundo con él y lo empezó a acercar hacia Su Inmaculado Corazón. Es tanto el amor de una Madre... Tanto amor de un Hijo (suspiro)... Mi corazón explotaría si no me abrazaras.


La Homilía de la Misa Navideña del 19 de Diciembre, 2014

Esta bella homilía dada por nuestro pastor durante la Misa Navideña sirve como guía espiritual para el mensaje.

Como católicos, sabemos que no se puede dar una revelación nueva, ¡ni es necesario! Tenemos una Revelación completa en la Sagrada Escritura y en la Santa Tradición de la Iglesia, ¡y nada puede ser agregado en el Depósito de la Fe! Mas sin embargo, siempre es posible y hasta necesario crecer en nuestra comprensión de estas verdades eternas. Las verdades antiguas pueden convertirse en algo nuevo para nosotros, experimentado en una forma nueva, con una comprensión más profunda. ¡Y por eso es importante escuchar el mensaje que viene a nosotros esta noche como un regalo!

Permítanme compartir con ustedes algo del mensaje que se recibió esta noche. Será transcrito e imprimido después. Entre lo que dijo nuestra Santísima Madre a través de la vidente fue: "Mis queridos hijitos, Yo soy su Madre con gran compasión, que anhela abrazarlos cerca de Su corazón. Yo recé por ustedes esta noche... Sé que están presentes con necesidades muy graves... físicas y espirituales.

Hay muchos errores y engaños en el mundo... ¿Dónde encuentran ayuda? ¿Dónde encuentran refugio? Lo encuentran en el Corazón de Jesús quien tiene tanto amor y ternura. Dios ha enviado paz a un mundo que no conoce la paz. Él ha enviado amor a un mundo que no entiende lo que es el amor... un amor para servir desinteresadamente, el cual es el amor de Dios. Nuestra Señora dijo esta noche "comenzaremos a restaurar aquello que está roto. Vengan, Mis hijitos, sin temor y comprendan que nada puede destruir su paz. A aquellos en el mundo que preguntan ¿Dónde hay un refugio, a dónde podemos correr y escondernos? Díganles que hay tres lugares... El Sagrado Corazón de Jesús... Su Santa y Divina Cruz, y el Inmaculado Corazón de María. Díganles que Su Madre está de pie con sus brazos abiertos."

Entonces la vidente vio a Nuestra Señora de pie ante una noche muy iluminada con un inmenso rosario. Las cuentas brillaban como estrellas celestiales cada vez que se rezaba una oración. Ella vio y escuchó que Nuestra Señora rezó el Credo, el Padre Nuestro, y el Gloria, y que Ella permitió que nosotros rezáramos el Ave María. Esto es lo que Sta. Bernardita experimentó en Lourdes cuando ella vio a la Santísima Madre rezar el rosario. Nuestra Señora solamente rezaba el Credo, el Padre Nuestro, y el Gloria. Ella 'permite que nosotros recemos el Ave María'. Ella misma no lo reza porque Ella magnifica al Señor. En seguida la vidente vio que la virgen tomó el rosario... envolvió el mundo con él y lo acercó hacia Ella. Entonces, la vidente compartió estas palabras: es tanto el amor de una Madre... tanto amor de un Hijo."
 
De nuevo les comento: esto es solo un pequeño resumen de lo acontecido, pero quise compartir con ustedes esta noche, brevemente, algo de lo que fue dicho... lo que fue compartido...  ya que esto fue dicho especialmente para ustedes. No es todo lo que fue dicho. (De nuevo, ya que sea transcrito, podrán leerlo en su totalidad y quizá aclarar algo de lo que compartí con ustedes.)

Hay una frase que quiero compartir con ustedes un poco más, Ella dijo: "esta noche comenzaremos a restaurar aquello que está roto". Todos nosotros estamos rotos. Cada uno de nosotros está roto. Vivimos en un mundo quebrantado y caído. El mundo está físicamente fracturado, ¡incluso tiene placas tectónicas! Y cada uno de nosotros está roto. Ustedes tienen orillas filosas. Usan palabras cortantes. Callan a la gente. La ruptura está dentro de nosotros, y también entre nosotros. Además la ruptura está entre nosotros y Dios. Esta noche comenzaremos a restaurar aquello que está roto. Todo aquello que está roto dentro de ustedes, todo aquello que está roto entre ustedes y todo aquello que está roto entre ustedes y Dios. Dios tiene heridas en Sus manos porque siempre está trabajando con vidas fracturadas. Esa es la señal de Su amor por ustedes. Él restaurará aquello que está roto. Escuchen la invitación de nuestra Madre. ¡Vengan! Todo aquello que está roto dentro de ustedes, todo aquello que está roto entre ustedes y los demás, todo aquello que está roto entre ustedes y Dios. Permítanle que restaure lo que está roto."

(Comentario) Fue una noche obscura y algunos peregrinos reportaron varios eventos celestiales inusuales.